Daños a Propiedad

Home » Servicios » Daños a Propiedad

DAÑOS A PROPIEDAD

El reclamo de daños a propiedad puede ser la parte frustrante de un accidente automovilístico, sin embargo requiere de su atención y acción inmediata. Recuerde de tomar fotografías del daño a propiedad cuando sea posible.

Cuando otra persona causa un accidente, generalmente la compañía de seguros de esa persona cubre todos los gastos asociados con el reclamo por daño a propiedad
Si usted tiene la cobertura de seguro apropiada, en ocasiones usted puede necesitar de utilizarla para cubrir los costos asociados con el daño de su propiedad. Un caso de daño de propiedad puede ser resuelto en una de dos maneras: (1) el vehículo es reparado o (2) el vehículo se determina como pérdida total (el costo de las reparaciones excede el valor actual del vehículo). En caso de pérdida total, el Valor Justo de Mercado (Fair Market Value) del vehículo se determina y se ofrece como acuerdo por el reclamo de daño de propiedad.

Preparación del Reclamo

Usted necesitará preparer el reclamo de daño de propiedad con la compañía de seguros del conductor responsable o con su propia compañía d seguros. En ocasiones usted necesitará involucrar a su propia compañía de seguros si usted tiene cobertura por colisión y/o auto de renta. Si la compañía de seguros de la parte culpable acepta responsabilidad, el reclamo de daño de propiedad se prepara por la compañía de seguros de la parte culpable. Si usted cuenta con cobertura por colisión y la compañía de seguros del conductor responsable no está cooperando, usualmente es más rápido, fácil y conveniente que su compañía de seguros procese su reclamo por daño de propiedad. En la mayoría de los casos, usted tendrá que pagar el deducible por colisión. Si el conductor responsable no cuenta con cobertura de seguro, usted necesitará utilizar su propia cobertura por colisión y estará sujeto a pagar su deducible.

Mitigación de Daños

Bajo la ley de Arizona, toda persona tiene el deber de mitigar (no incurrir en gastos monetarios innecesarios) de todos los daños. Estos incluyen, pero no están limitados a, el retirar su vehículo de un patio o propiedad que cobre por su uso, el regreso de cualquier auto de renta a un tiempo responsable. Cualquier omisión por su parte de mitigar los gastos por daños, puede resultar en que usted pague por esos gastos.

Costos por Grúa/Almacén

Si su vehículo fue remolcado en grúa de la escena del accidente, es seguro que será depositado en una propiedad que cobra por su almacén. Estas propiedades cobran una cuota diaria y puede rápidamente aumentar sus gastos.
Las compañías de seguro del conductor responsable y la de usted (si usted cuenta con cobertura por colisión), pagarán el cobro razonable por remolque y almacenamiento del vehículo. Guarde todos los recibos y entréguelos a la compañía de seguros apropiada para que se le page.
Si el conductor culpable no cuenta con cobertura o la compañía de seguros del conductor culpable no acepta responsabilidad, y usted no cuenta con cobertura por colisión, usted es responsable del pago de la cuota por almacenamiento cuando quiera retirar el mismo de la propiedad. Aun cuando esté seguro de que el accidente no fue por cause suya, siendo que usted tiene el deber de mitigar los gastos de acuerdo a la ley en Arizona, si su vehículo no fue retirado durante un tiempo razonable, y sería imposible el recuperar el pago de esos gastos por parte de cualquier compañía de seguros.

Costos por Grúa/Almacén

Mientras que su vehículo es reparado o se está determinando el valor justo de mercado, usted puede rentar un vehículo por medio de la compañía de seguros del conductor culpable, si la responsabilidad no ha sido disputada, o por medio de su compañía de seguros si su póliza cubre la renta de auto.
La compañía de seguros usualmente no paga por cualquier seguro extra asociado con la renta del vehículo. Su seguro debe de cubrirlo mientras conduce un auto de renta. Asegúrese de llamar a su compañía de seguros para confirmar su cobertura. Si usted no cuenta con cobertura por colisión, probablemente usted necesitará de pagar por cobertura de seguro adicional por la renta del vehículo [Collision Damage WAiver (CDW) o Liability Damage Waver (LDW)], usualmente de netre $8 a $12 por día. Se le requiere a la compañía de seguros el mantenerlo en la situación en que usted se encontraba antes del accidente y si usted no contaba con cobertura por colisión antes del accidente, de ley, la compañía de seguros no está obligada en darle cobertura CDW o LDW al rentar un vehículo.
El método de pago por un vehículo de renta varía dependiendo de la póliza de la compañía de seguros. Algunas utilizan lel método de pago directo, mientras otras tienen una póliza de reembolso. Cuando la compañía de seguros paga directamente a la compañía de renta, es un pago directo. Cuando es un reembolso, usted paga a la compañía de renta y su compaña de seguros le reembolsará el costo. Usualmente la compañía de renta le pedirá una tarjeta de crédito para asegurar el pago de la renta del vehículo. En muchos casos, las compañías de seguros reciben descuentos en la renta de vehículos, pregunte al ajustador que está llevando su reclamo de daño de propiedad dónde debería usted de rentar un vehículo.
El vehículo de renta deberá de ser regresado de acuerdo con las instrucciones de la compañía de seguros. El no regresar el auto de renta a tiempo, puede, resultar en gastos que no serán reembolsados.
SI hay un retraso en obtener un vehículo de renta o el vehículo de renta no es utilizado, usted podría tener derecho a una compensación por la “pérdida de uso” de su vehículo por cada día que no pudo usar el vehículo de renta.

Reparaciones

Normalmente la compañía de seguros tiene la opción de reparar o determinar si el vehículo es pérdida total. Si el costo de reparaciones es menor que el Valor Justo de Mercado del vehículo, éste será considerado para reparaciones.
Usted tiene derecho a decidir quién reparará su vehículo. La mayoría de las compañías de seguros evaluarán el costo de reparación de su vehículo por separado y de manera independiente de cualquier taller de reparaciones. Asegúrese de entregar al taller la estimación preparada por la compañía de seguros y de que el taller está en acuerdo en reparar su vehículo por la cantidad estimada. Usted puede obtener más estimaciones que la preparada por la compañía de seguros, llevando su vehículo a varios talleres y entregar sus estimaciones por escrito a su compañía de seguros. Si su vehículo necesita reparaciones adicionales relacionadas con el accidente, el taller deberá de presentar los costos de reparación adicionales a la compañía de seguros para su autorización. En la mayoría de los casos, el taller se encargará de esto directamente con la compañía de seguros y usted no tendrá que intervenir.
En la mayoría de los casos la compañía de seguros no está requerida por ley, de usar partes nuevas en su vehículo. El taller de reparaciones puede utilizar partes usadas de calidad casi nuevas. Esto es debido a que las partes originales de su vehículo probablemente no eran nuevas al momento del accidente, por lo tanto, el taller o el mecánico puede utilizar partes reacondicionadas. La mayoría de los talleres pueden encontrar partes casi nuevas, que están en las mismas condiciones que las partes de su vehículo antes del accidente. La compañía de seguros no puede obligarlo a aceptar cualquier parte que sea de calidad inferior en comparación con las partes de su vehículo antes del accidente.
Si la compañía de seguros declara que algunos de los daños en su automóvil existían antes del accidente o si usted declara que el accidente provocó problemas mecánicos, usted tiene el peso de comprobar que el daño de hecho fue causado por el accidente. Usted debe de probar la conexión entre el accidente y el daño. Los mecánicos y personal de taller de colisión le pueden ayudar a determinar la causa de la falla mecánica y la “edad” de los daños a la carrocería. Puede ser difícil el determinar si el problema mecánico fue causado por el accidente o por el uso diario, y solo los mecánicos o trabajadores profesionales en colisiones podrán determinar esto.
Antes de firmar cualquier documento de la compañía de seguros o la autorización de entrega del daño de propiedad, asegúrese de inspeccionar cuidadosamente su vehículo al término de las reparaciones para determinar que se le ha entregado en el mismo estado en que se encontraba antes del accidente, esto es para evitar que usted decline cualquier otra reparación posterior que pueda ser necesaria.

Pérdida Total

Si el costo de la reparación es mayor que el valor justo de mercado del vehículo, la compañía de seguros declarará el vehículo como pérdida total y le ofrecerá por el vehículo el valor justo de mercado, también llamado, valor actual en efectivo.
Al determinar el valor justo de mercado, la mayoría de las compañías de seguros utilizan búsquedas computarizadas que consideran vehículos idénticos al suyo que están anunciados en periódicos locales por parte de personas además de las evaluaciones hechas por los concesionarios de la localidad. Generalmente, la compañía de seguros trata de determinar el valor de su vehículo antes del accidente. Cuando la compañía de seguros le hace una oferta por pérdida total, usted tiene la opción de aceptarla o presentar su propia evidencia de por qué su vehículo tiene un valor mayor. Usted también tiene derecho a recuperar el pago proporcional a su cuota anual por licencia del vehículo e impuestos por venta sobre el valor de pérdida total.
Cuando un vehículo de modelo antiguo tiene un accidente, es difícil el recuperar el costo de reparaciones recientes. Normalmente, llantas y un motor nuevo incrementan un poco el valor del vehículo. Si usted tiene recibos de cualquier mejora, asegúrese de entregar copias a la compañía de seguros ya que podría resultar en una oferta más alta por la pérdida total. Las reparaciones comunes y el mantenimiento periódico normalmente no incrementan el valor de su vehículo.
El valor justo de mercado no se incrementa si usted debe más en sus pagos de arrendamiento del valor de su vehículo. Usted debe más en su arrendamiento cuando sus pagos totales son mayores que el valor actual del vehículo. La compañía de seguros solo necesita pagar el valor justo de mercado de su vehículo. Si usted debe más que tal valor, usted es responsable de pagar la diferencia. Si este es el caso, usted puede preguntar a su compañía de financiamiento si estarían dispuestos a acumular el saldo en un nuevo préstamo por un vehículo nuevo. Una compañía de seguros no es responsable del saldo de préstamos mayor que el valor justo de mercado. Si usted compró un vehículo y estaba realizando pagos mensuales, desafortunadamente usted podría deber más del valor actual de su vehículo. Usted no tendrá derecho a recuperar compensación por el saldo del préstamo si el valor de su vehículo es menor.
Cuando usted recibe una oferta de pérdida total, la compañía de seguros compra su vehículo. Si usted desea quedarse con su vehículo, usted puede comprarlo de la compañía de seguros por el valor de recuperación. El ajustador puede deducir el valor de recuperación del total del acuerdo por pérdida total, y usted puede quedarse con el vehículo. En otras palabras, la compañía de seguros le pagará el valor justo de mercado menos el valor de recuperación.
Cuando el dueño del vehículo desea quedarse con éste, se debe de obtener un Título de Vehículo Recuperado (por un vehículo no operable) o un Título de Vehículo Recuperado y un Título de Vehículo Recuperado y Restaurado (por un vehículo operable o vehículo restaurado y operable) y enviarse al ajustador antes de que la agencia de seguros acuerde en el reclamo de pérdida total del vehículo. Estos documentos se obtienen y son expedidos por el Departamento de Vehículos Motorizados y ayudan a que posibles compradores del mismo tengan conocimiento de que el vehículo fue anteriormente declarado como pérdida total.
Para obtener un Título de Vehículo Recuperado que no es operable o no va a ser conducido, el dueño registrado, debe de tomar los siguientes documentos al Departamento de Vehículos Motorizados:

  1. Un título correctamente endosado del vehículo;
  2. Una liberación de gravamen del poseedor del gravamen del título (si es necesario);
  3. La documentación del registro del vehículo;
  4. Identificación con fotografía;
  5. Las placas de circulación del vehículo.
    El dueño debe de presentar carta notariada si las placas de circulación han sido robadas o extraviadas; y
  6. El pago de la cuota.

Si el vehículo puede ser conducido o usted desea repararlo para ponerlo en condiciones operables, se debe de obtener un Título de Vehículo Recuperado y Restaurado cuando el vehículo haya sido reparado. Para obtener el Título de Vehículo Recuperado y Restaurado, usted deberá de presentar el vehículo para una inspección física y confirmar su condición para el camino, además de pagar la cuota necesaria.
Una vez que el vehículo haya sido restaurado en una condición operable, el dueño registrado obtendrá un permiso temporal para su operación. Esto le permite operar el vehículo y llevarlo al Departamento de Vehículos Motorizados. El vehículo será inspeccionado físicamente para confirmar su condición en el camino antes de emitir el Título de Vehículo Recuperado y Restaurado.
No todas las preguntas o problemas referentes a daños de propiedad pueden ser contestadas en este documento y le recomendamos consultar con su abogado para cualquier duda o problema que usted tenga.

TOP Rated

Lo que dicen nuestros clientes...

Yes, we are still open. READ MORE